06/08/18

Minambiente reglamenta la gestión de residuos de envases y empaques en Colombia

Esta norma aplica en todo el territorio nacional a los residuos de envases y empaques de ventas nacionales o importados, como todo recipiente, embalaje o envoltura de papel, cartón, plástico, vidrio y metal.

Con el objetivo de impulsar la economía circular y el crecimiento verde, el Ministerio de Ambiente y Desarrollo Sostenible reglamentó la gestión ambiental de los residuos de envases y empaques de papel, cartón, plástico, vidrio y metal, a través de la Resolución 1407 de 2018, que fomenta el aprovechamiento, la innovación y el ecodiseño de los envases y empaques que se ponen en el mercado.

La norma establece a los productores la obligación de formular, implementar y mantener actualizado un Plan de Gestión Ambiental de Residuos de Envases y Empaques, en el marco de la responsabilidad extendida del productor, que debe ser presentado ante la Autoridad Nacional de Licencias Ambientales.

"La resolución reglamenta el uso posconsumo de envases y empaques, y le da una responsabilidad a los productores para que hagan la gestión de esos residuos y tener puntos limpios de recolección para hacer el aprovechamiento posteriormente. Esto va a generar que cerca de 800 empresas estén vinculadas a este programa posconsumo y va a tener un enorme impacto en el aumento de los niveles de reciclaje en el país”, explicó el Ministro de Ambiente y Desarrollo Sostenible, Luis Gilberto Murillo.

Esta reglamentación permitirá, mediante el establecimiento de acciones orientadas a la prevención y el aprovechamiento, disminuir la demanda de materiales renovables y no renovables requeridos para su fabricación, disminuyendo la presión sobre los recursos naturales y a su vez se reducen los costos de producción y se incrementa la vida útil de los rellenos sanitarios.

De acuerdo con la norma, esta aplica en todo el territorio nacional a los residuos de envases y empaques de ventas nacionales o importados, como todo recipiente, embalaje o envoltura de papel, cartón, plástico, vidrio y metal, puestos en el mercado nacional y que el consumidor final desecha después de usarlos.

Se excluyen del ámbito de aplicación de esta norma los envases y empaques que correspondan a residuos peligrosos, residuos de envases y empaques de madera y fibras textiles o naturales, distintas a papel y cartón, y empaques y envases primarios de fármacos y medicamentos.

En Colombia, la relevancia del sector de envases y empaques es alta, ya que este se ha trasformado en un consumidor importante de materias primas y procesos intermedios de cadenas productivas muy grandes, complejas y representativas de la dinámica económica nacional. Se estima que el 60% de la demanda de envases y empaques se concentra principalmente en las industrias de bebidas, alimentos farmacéuticos y cosméticos.

Según la norma, los productores de bienes puestos en el mercado tendrán un periodo de preparación para desarrollar una gestión ambiental adecuada y cumplir las metas establecidas. Inicialmente, deberán presentar a la Autoridad Nacional de Licencias Ambientales el Plan de Gestión Ambiental de residuos de envases y empaques a más tardar el 31 de diciembre de 2020. Posteriormente, la implementación efectiva del plan iniciará en el año 2021 y los primeros avances se presentarán a la autoridad ambiental en el año 2022.

Los productores deberán reincorporar en el ciclo productivo un porcentaje mínimo de 30% de estos residuos con respecto a la cantidad total en peso de los envases y empaques puestos en el mercado. “Estas metas son armónicas con los compromisos del país frente al cumplimiento de los Objetivos de Desarrollo Sostenible y la Política para la Gestión Integral de Residuos Sólidos”, indicó Murillo Urrutia.

Tomado de: Ministerio de Ambiente